TITULOS
Regional

El Palomar: por las importaciones, despiden a 68 trabajadores de Envases del Plata

Publicado el dia 11/07/2018 a las 12h07min | Atualizado dia 13/07/2018 às 12h59min
Lo confirmó a este medio el delegado Agustín Colovos, quien marcó que el principal cliente de la firma se llevó la mayoría de su producción a Brasil.

Más allá de conflictos y negociaciones de orden interno, la política del Gobierno nacional que permite el incremento de las importaciones, unida a otros factores macroeconómicos, generó los despidos de 68 trabajadores de la fábrica Envases del Plata, ubicada en Marconi 1.035, El Palomar, según confirmó, Agustín Colovos, delegado de la planta. 

Los trabajadores mantenían una dura negociación con la patronal desde enero de este año, con resultados que, debido al contexto económico nacional, no llegaron a salvaguardar todos los puestos de trabajo. A mediados de febrero pasado, la retirada de un cliente clave de la firma terminó de configurar un escenario de fuerte caída en la producción, y tanto la Unión Obrera Metalúrgica de Morón como la empresa acordaron implementar, por tres meses, suspensiones rotativas para intentar evitar los despidos. Ese plazo, según mencionó Colovos venció el 21 de junio pasado, y en ese contexto las cesantías fueron ya inevitables. 

"Están trayendo de Brasil y Unilever se llevó también una parte de la producción también a Brasil", contó el delegado Colovos.

“Resistimos todo lo que pudimos, desde el 3 de enero que venimos llevando esta lucha adelante, pero las condiciones objetivas del país, de la producción y de la industria son muy adversas, y después del conflicto que tuvimos nunca más volvió el trabajo acá”, lamentó Colovos en diálogo con este medio.

“Nosotros trabajamos para Unilever, que tiene el ochenta por ciento del mercado de las fragancias de aerosoles, o sea los desodorantes de aluminio. Con la apertura de las importaciones se llevaron la mayoría de la producción a Brasil. De siete líneas que teníamos de producción, hoy estamos fabricando dos. Entonces se nos hizo insostenible resistir más. No pudimos contra el modelo neoliberal”, admitió Colovos. 

Importación y parálisis

“En diciembre hacíamos 30 millones de aerosoles por mes. Ahora, estamos haciendo cinco millones. Es impresionante lo que bajó la producción. Están trayendo de Brasil y Unilever se llevó también una parte de la producción también a Brasil... la lluvia de inversiones evidentemente no vino a la Argentina”, analizó el delegado.

“Se les pagó toda la indemnización que les correspondía a los muchachos. La gente se fue triste pero sabiendo que se peleó hasta el final. Lo que estamos viendo, no es acá en Envases del Plata solamente. En las fábricas hermanas de la zona vemos todos los días cómo echan gente. Es un modelo de país que no contempla la producción, el trabajo, ni el mercado interno. Entonces, la solución no es gremial, sino política”, evaluó el sindicalista.

“La clase obrera, la que queda, está agradecida por tener trabajo. Hoy tener trabajo es un privilegio. Vemos miles de compatriotas que todos los días se están quedando afuera. Es terrible la situación laboral que se está viviendo. Se ve y se palpa todos los días en la calle”, remarcó Colovos, quien detalló que, tras estos despidos, por el momento la fábrica quedó con un plantel de 250 trabajadores. 

“Los que quedamos, estamos peleando para que no nos quieran cambiar las condiciones de trabajo. La mayoría de la fábrica está parada… hay siete líneas acá en la planta, quedaron andando dos. Tenemos otra parte que hace papel de aluminio, entonces estamos distribuidos. Cambiamos el turno de trabajo para trabajar menos días, y poder repartir el trabajo entre todos”, narró.

Fonte: El Digital