TITULOS
Género

Vergonzosos ataques en el Congreso de parte de los defensores del aborto clandestino

Publicado el dia 18/07/2018 a las 13h04min | Atualizado dia 19/07/2018 às 13h23min
Quien encabezó el bochorno fue la senadora Elias de Pérez, que en su cruzada anti derechos terminó dejando expuesta su ignorancia sobre el tema. Agravios a quienes apoyan la ley.

La de este lunes fue una de las jornadas más tensas que se vivieron en el Congreso desde que comenzó a debatirse en comisiones el proyecto de ley de legalización del aborto.

Tal como sucedió más de una vez durante las discusiones en Diputados, el debate que finalizará con el seguro dictamen que habilitará la votación del proyecto en el recinto de la Cámara Alta, sirve, entre otras cosas, como un escenario en el que quedan explicitados los pobres argumentos de los cruzados contra el aborto legal.

En este contexto, quien fue protagonista del bochorno este lunes fue la senadora radical por Tucumán Silvia Elías de Pérez, quien llevó su militancia por el aborto clandestino a niveles similares a los peores discursos que se escucharon durante el tratamiento de la ley en Diputados en junio pasado.

 

La legisladora intentó acorralar al científico Alberto Komblihtt con una pregunta que funcionó como un boomerang. En su consulta Elías de Pérez comparó al sindrome de Down con "una enfermedad incurable".

"Si de pronto detectan que un niñito con sindrome de Down...", comenzó la senadora, lo cual fue interrumpido por el especialista: "Yo no dije sindrome de Down, dije una enfermedad incurable... ¿usted cree que el sindrome de Down es una enfermedad?".

Otro momento lamentable fue la participación del médico Luis Durand Figueroa, quien para su ponencia no tuvo mejor idea que elegir un video que fue desterrado de toda discusión sobre el aborto hace ya varios lustros. Se trata de "El grito silencioso", un documental de 1984 plagado de falacias sobre la interrupción del embarazo. No conforme con eso, el doctor (especialista en esófago) trató de "genocidas" a quienes defienden el aborto de legal.

Otro involuntario paso de comedia estuvo a cargo del periodista de La Nación Mariano Obarrio, quien viene mostrando su falta de información sobre el tema desde hace varias semanas en distintos medios de comunicación. 

“Tanto que hablan de igualdad de género (sic), con esta ley el hombre no está contemplado”, escupió para asombro de quienes asistieron a su bizarra presentación, que incluyó también el mote de "asesinos" a quienes promueven el derecho de la mujer a interrumpir un embarazo.

“Su puesta en escena de que ustedes son los pro vida y quienes están a favor son pro muerte es la mejor forma de dividir la sociedad. Le pido que no me llame genocida ni asesina”, disparó a su turno la senadora Beatriz Mirkin (FpV-PJ por Tucumán).

También fue de la partida un médico ginecóloco de La Rioja, Sergio Feryala, quien en las redes sociales se mostró orgulloso de que en el hospital en el que trabaja no se van a practicar abortos. "Con ley o sin ley", vomitó a través de su cuenta de Twitter.

Todavía faltan varias jornadas para que se termine la discusión en el anexo de la avenida Rivadavia y todo lo que allí acontezca tendrá su clímax en la sesión del 8 de agosto, cuando el Senado finalmente trate el proyecto de ley en el recinto y se defina si Argentina hará historia una vez más en América Latina y, como sucedió con el matrimonio igualitario, se pondrá (o no) a la cabeza de un cambio legislativo-social en el continente.

Fonte: Info News